JESUS, REY DEL AMOR
 

AVISO AL LECTOR
E L A M O R
SUS EFECTOS
LA FELICIDAD QUE NOS PROPORCIONA
EL HACE LOS SANTOS
LAS EXIGENCIAS DEL AMOR
LLAMADO AL AMOR
EL AMOR: REGLA DE VIDA Y ACCION
JESUS, REY DEL AMOR
LA "MADRE DEL AMOR HERMOSO"
LAS PEQUEÑAS ALMAS
EL MENSAJE
JESUS, REY DEL AMOR
 
imagen
En el Mensaje, Jesús se presenta como el "Rey de los Corazones, Rey de las Almas" (10-03-1966). Por cierto no es traicionar su pensamiento llamarlo también "Rey del Amor", título que se asemeja y que sacamos de los escritos del célebre Padre Mateo, gran apóstol del Sagrado Corazón y del Mensaje con fecha de 15 de Diciembre de 1974.

El Diario de Margarita no cesa de hablar de su amor, de contarnos innumerables testimonios que nos deja el Evangelio. También nos lo proporciona la vida de los santos. Pero su pasión encierra los más elocuentes. Así en ocasión del Viernes Santo:

"Hoy tengo necesidad de amor. Tengo necesidad de los hombres, pues los amo con locura. En algunos instantes será el martirio de la cruz. Con una infinita ternura". (08-04-1966)

"¿Quién me ama tanto como para ser fiel a un pobre Dios que va a dar su vida por todos"? (14-03-1967)

"Mi Padre parecía abandonarme, y en mi corazón había tanta ternura, tanta piedad por mis verdugos. Era por todos ustedes, mis queridos". (08-04-1966)

De la descripción que realiza de su Pasión, vemos que Jesús fue el límite extremo de la capacidad humana del sufrimiento, volviéndose "una visión horrible, un objeto de repulsión".
Y sin embargo agrega: "No es nada comparado a todo lo que sufrí en mi alma"

"Yo me he cargado de sus pecados, y su peso puso mi alma en agonía" (08-04-1966)

Aquella del Calvario prolongó aquella del Getsemaní.

"Mi Amor por los hombres crucificó mi carne, trituró mi alma en una horrible agonía" (11-08-1966)

"El ser que Yo he creado hizo de mi un hombre de dolor, sujeto a la cruz por su amor crucificado" (16-02-1968)

La única consolación que le puede dar el hombre, es aportando su pobre amor. Sin embargo, con la certeza de que será infinitamente apreciado.

"¿Sabes tú lo que es el dolor de un Dios despreciado, olvidado y poco amado? No, tú no puedes saberlo, hija mía, ya que está más allá de la imaginación humana" (06-08-1966)

"La ternura de mi hija es tan dulce para Mi Corazón herido" (28-02-1967)

"Escucha la queja de tu Divino Amigo" (22-02-1967)

"Yo les doy el Amor. Ustedes me dan su indiferencia, sus sarcasmos" (15-10-1966)

"¿Sabes lo que es la soledad de un Dios? Comprendes que al medio de tanta afluencia de personas, uno puede sentirse solo? Hay tantos lugares vacíos alrededor mío, y mi Amor no lo soporta" (27-06-1967)

Jesús se queja como lo hizo a Santa Margarita - María de no ser suficientemente amado. El amor por el cual tiene tanta sed frecuentemente le es negado por muchos indiferentes, se ve frecuentemente contradicho por el odio de porfiados enemigos.Sin embargo sería fácil consolarlo por un pensamiento cariñoso, un constante recuerdo, más aún, por un amor total e incondicionado frecuentemente renovado con miradas confiadas sobre la cruz o su presencia íntima en nuestras almas.

El apóstol San Pablo, con un corazón de fuego modelado sobre aquel de Cristo, al decir de San Juan Crisóstomo, no podía concebir que uno pueda quedar indiferente frente a tanto Amor que nos ha testimoniado Jesús, y no duda en llegar a la conclusión en una de sus cartas con esta cita indignada: "Aquel que no ama a Nuestro Señor, sea anatema" (1 Co 16,22)
imagen